Juicios morales - Fundación Acorde

Vaya al Contenido

Menu Principal:

Juicios morales

Patología Dual > Patología Dual extendido
LOS JUICIOS MORALES DIFICULTAN EL ABORDAJE DE LA ADICCIÓN

Fuente: Sanitaria dos mil. Hiedra García Sampedro. Madrid

El estigma impide que los afectados busquen ayuda

Dedo que señala, estigmatizandoHay determinados tratamientos que son mal vistos por la sociedad, como lo era la metadona hasta los años 90. Al paciente con adicción a las drogas se le juzga desde una perspectiva moral y se le rechaza, pero es un enfermo a quien le falla el funcionamiento de su cerebro. El freno que supone para el adicto sentirse juzgado es la primera traba para comenzar su curación. Pero la moral también está presente dentro de la consulta, ya que a lo largo de la historia, el médico ha rechazado tratamientos que han probado su utilidad pero no se han administrado por no ser considerados ‘éticos’. Un problema que sigue en la actualidad.

La adicción a sustancias está muy presente en los pacientes con alguna patología mental, como la esquizofrenia, pero más de la mitad de ellos ocultan que han tomado drogas por miedo al qué dirán. Estos no consumen por placer, sino porque tienen “enfermedad cerebral” que está relacionada con la predisposición genética, según ha comentado el presidente de la Sociedad Española de Patología Dual (SEPD), Néstor Szerman.

Los especialistas aseguran que la parte de enfermedad que tiene la adicción es desconocida por la sociedad general, que tiende a pensar que el afectado tiene una “voluntad débil”. No es así, y debido a esta consideración social, el paciente no pide ayuda.

Cuando el afectado da el paso y se atreve a contar su problema, se topa con otra traba importante, la excesiva ‘visión moralista’ hacia determinados tratamientos. Por ejemplo, hasta los años 90 del siglo pasado, se ‘veía’ mal ofrecer a los pacientes metadona o  buprenorfina, por ser sustitutivos de los opiáceos, es decir, otro tipo de droga. Lo mismo está pasando en la actualidad a la hora de tratar con estimulantes a los pacientes con adicción a la cocaína y también a los que sufren de trastorno por déficit de atención con
hiperactividad.


ADICCIONES NO SON UN VICIO

Fuente: Miguel Casas, Vicepresidente de la Sociedad Española de Patología Dual.

“Las adicciones no son un vicio, sino una enfermedad biológica” Un gran número de factores personales mediatizan el efecto adictivo de las sustancias. El consumo de sustancias adictivas puede considerarse una forma de automedicación para determinados trastornos psíquicos y aunque a corto plazo reducen el nivel de los síntomas ansiosos, depresivos o psicóticos, la probabilidad de desarrollar un proceso de dependencia aumenta.

Según ha informado la Sociedad Española de Patología Dual (SEPD) en un comunicado, siete de cada diez pacientes que consultan por un trastorno derivado del consumo de sustancias presentan otra afección psicopatológica.

"No todos los individuos que prueban las drogas se convierten en adictos. Algunas teorías parecen indicar que además de los factores relacionados con el efecto intrínseco de las drogas y la influencia del medio sociofamiliar, existe un gran número de factores  personales que mediatizan el efecto adictivo de estas sustancias", ha comentado.

El gran incremento del consumo de drogas y otras sustancias psicótropas con alto potencial de abuso y dependencia se atribuye  habitualmente a diversos factores, como la fácil disponibilidad actual, la presencia de una personalidad predispuesta, la pérdida de valores morales a nivel familiar y social, el deseo voluntario de la juventud de alterar sus funciones psíquicas básicas por curiosidad o finalidad hedonista y la búsqueda de gratificaciones inmediatas sin reparar en los riesgos psíquicos u orgánicos que ello comporta.

Si bien, ha comentado el experto, todos estos argumentos son explicaciones "plausibles" para el consumo "exploratorio de drogas" durante la adolescencia, no aclaran el por qué solamente algunos de ellos entran en un proceso de dependencia. Y es que, las  características, la prevalencia y evolución de los trastornos adictivos exigen una explicación más científica para que, de esta forma, se vayan aceptando progresivamente teorías que proponen la existencia de "factores de vulnerabilidad" en el ámbito del sistema nervioso central, que determinarían el inicio y mantenimiento del proceso adictivo en las personas que entran en contacto con estas sustancias y desarrollan una dependencia.

"Éstos se contrapondrían a los denominados 'factores de protección', que posee la mayoría de la población y que permiten que, consumiendo las mismas sustancias, no se entre en proceso adictivo. Es decir, las adicciones no son un vicio, sino una enfermedad biológica que se padece", ha añadido Casas. Ahora bien, ha insistido, el consumo de sustancias puede considerarse una forma de automedicación para los trastornos psiquiátricos. En algunas circunstancias, los sujetos con enfermedades mentales pueden comenzar, por ensayo y error, a usar y abusar de sustancias como tentativa de automedicación y aliviar así los síntomas de la enfermedad, con lo que se enfrentan a un riesgo mayor que es la adicción.

Foto de MIguel Casas"La hipótesis de la automedicación propone que los trastornos por dependencia de drogas son el resultado de la existencia de una alteración biológica, de origen genético o adquirido, que forzaría al adicto a consumir estas sustancias como un proceso de autotratamiento de la enfermedad que padece. Al intentar paliar con drogas los trastornos provocados por su enfermedad desarrollarían conductas de dependencia", ha explicado.

Por tanto, el experto ha reconocido la dificultad que supone explicar de forma "lógica y racional" el proceso de dependencia, sin aceptar que una parte "importante" de los pacientes que lo sufren utilizan las drogas inicialmente para mejorar su calidad de vida aunque, "posteriormente", las características "compulsivas" del consumo, los efectos crónicos de las sustancias, la "marginalidad" a que se ven abocados, etcétera, claramente provocarán la aparición de procesos psico‐orgánicos que "lastrarán inexorablemente su vida personal".

INFORMACIÓN
CONTÁCTANOS
Fundación Acorde
C/ Luciano Malumbres, 3 Bjo
39011 Santander (Nueva Montaña)
Tel: 942 020 666
SÍGUENOS
Enlace a Facebook Acorde   Enlace a Twitter Acorde   Enlace a Youtube Acorde  Enlace a RSS Acorde
Icono de impresión   
  
Logo de web acreditada de interés sanitario     Logo de web acreditada de interés psicológico
© Fundación Acorde 2013. All rights reserved

contador pagina web
CONTADOR VISITAS
Regreso al contenido | Regreso al menu principal